share on:

El paso subterráneo de calle Mendoza, que unirá las arterias Suipacha y Marco Avellaneda, por debajo de las vías del Ferrocarril Belgrano fue inaugurado hoy por el gobernador, Juan Manzur.

El paso cuenta con cuatro pozos externos que permiten deprimir las napas freáticas. También tiene un grupo electrógeno en caso de que la energía se corte. De ese modo las bombas no dejarán de funcionar.
La secretaria de Obra Públicas de la Provincia, Cristina Boscarino, destacó que la obra permitió la revalorización de la zona conocida como el cordón de acero de la capital tucumana. “El túnel es parte de toda una obra de urbanización para esta parte ferro-urbanística que no era usada por la ciudadanía y que ahora con el puente peatonal y el paso subterráneo es una zona que ha sido revalorizada y utilizada por los vecinos”.

tunel-calle-mendoza2

Por su parte, el subsecretario de Obras Públicas, Fernando Baratelli, explicó días atrás que el túnel es similar al de calle Córdoba. Aunque “corre en dirección contraria, de oeste a este, tiene un mural realizado por el ganador de un concurso del Bicentenario, Julián Cagna, que está terminado desde enero”.

Además destacó que “el parquizado está a cargo de la municipalidad, al igual que el control del tránsito”. Del acto participaron el secretario General de la Gobernación, Pablo Yedlin; los ministros de Desarrollo Social, Gabriel Yedlin, y de Interior, Miguel Acevedo; el secretario de Relaciones Internacionales, Jorge Neme; funcionarios del Poder Ejecutivo y concejales capitalinos.

share on:

Leave a Response

share on: