share on:

El ministro de Justicia, Germán Garavano, se refirió a la excarcelación de Leopoldo López en Venezuela, y manifestó en este marco que la dirigente de la organización Tupac Amaru, Milagro Sala, “debería solicitar el arresto domiciliario”.

En declaraciones al programa “El Fin de la Metáfora”, que se transmite por Radio 10, Garavano aclaró que la situación de Sala es “muy distinta” a la de López. “En Argentina se cumplen los pasos judiciales”, argumentó.

“López estuvo largamente detenido y Milagro Sala tiene una condena que fue confirmada por Casación”, remarcó el funcionario, al tiempo que señaló que “en las próximas semanas o meses” la Corte Suprema resuelva la situación judicial de Sala.

La justicia venezolana concedió el arresto domiciliario a López por “problemas de salud”, después de permanecer más de tres años en una cárcel militar en las afueras de Caracas.

Trepado sobre el muro que divide su casa de la calle, López apareció la tarde del sábado besando una bandera de Venezuela y saludando a las decenas de seguidores que se agolparon para recibirlo, a quienes les pidió seguir las protestas contra el Gobierno de Nicolás Maduro, que ya suman más de tres meses.

A pesar de la algarabía, López, de 46 años y a quien se lo vio aparentemente saludable en la puerta de su casa, seguirá purgando una condena de casi 14 años, acusado de instigar una primera ola de protestas callejeras contra Maduro durante el 2014.

share on:

Leave a Response

share on: