share on:

Según una investigación de una marca de celulares, casi la mitad de los argentinos estaría dispuesta a renunciar al sexo o a estar con su familia durante un mes antes que no tener su smartphone (teléfono inteligente) consigo.

Esas son algunas de las conclusiones que arrojó el test “Phone-Life Balance”, realizado por Motorola junto a expertos en comportamiento de la mente y el cerebro, y miembros de Science of Happiness (ciencia de la felicidad) de la Universidad de Harvard.

La encuesta fue respondida por 46.000 usuarios argentinos, 68% hombres y 32%, mujeres, pertenecientes a diferentes franjas etarias: 10-19 años (5.5%), 20-29 años (29%), 30-39 años (la mayoría con el 46%), 40-49 años (11.5%) y más de 50 años (6.8%).

Ante la pregunta “¿A qué sería más fácil renunciar durante un mes?”, el 46,51% de los encuestados respondió que renunciaría al sexo/familia antes que al teléfono móvil, según una información difundida por Infobae. En la plataforma https://phonelifebalance.motorola.com.ar se pueden hacer varios tests para conocer cuán adicto sos al móvil.

Hay otros datos sorprendentes en ese estudio difundidos por la compañía fabricante de teléfonos. Por ejemplo, el 10,63% de los usuarios dice haber chequeado su celular mientras besaba a alguien; un 32.93% lo chequeó durante una ceremonia de casamiento; un 14.94% lo consultó hasta en la ducha, mientras que el 13.79% admite que miró la pantalla durante un funeral.

Otra cifra impactante reveló la consultora Deloitte, informó también Infobae: el 66% de los argentinos revisa siempre su smartphone antes de levantarse de la cama. El que esté libre de culpas…

share on:
share on: