share on:

En los últimos años, las redes sociales se impusieron en la cotidianidad como un factor determinante en la comunicación, fomentando la rápida difusión de contenidos y promoviendo la ruptura de fronteras y jerarquías. Según un nuevo estudio, el 42% de los argentinos comparte alguna de ellas con su jefe más directo.

La investigación, titulada Randstad Workmonitor, arroja que el 78% de los argentinos tiene a sus colegas de trabajo entre sus contactos de redes sociales personales como Facebook o Instagram, un 18% sobre la media a nivel mundial, teniendo en cuenta los 34 países donde se realizó la encuesta.

Sin embargo, la cifra baja drásticamente cuando se indaga sobre quienes tienen como contacto en redes a su jefe: apenas el 42% de los argentinos y el 34% de los encuestados a nivel global están conectados con su superior directo a través de redes sociales de uso personal.

En comparación con el resto de la región, Argentina se sitúa en niveles similares a los de sus vecinos. Los trabajadores brasileros son los que más socializan en el trabajo, ya que el 86% está conectado con sus compañeros de trabajo y el 56%, con sus jefes.

En México, el 75% de los trabajadores son amigos virtuales de sus colegas y el 46%, de sus superiores. Los chilenos, en cambio, son los que más distancia mantienen en el ámbito laboral: el 67% se conecta con colegas y el 33% con jefes.

Tales resultados se explican porque, al analizar los datos por país, surge que la calidez y cercanía típicas de la cultura latina, en contraposición con un trato más frío y de mayor distancia que caracteriza a muchos de los países europeos, pesan a la hora de tomar decisiones.

En cuanto a las naciones europeas, mientras el 72% de los trabajadores portugueses tiene a sus colegas entre los contactos de redes sociales personales como Facebook o Instagram, la cifra se reduce a la mitad, hasta el 36%, en el caso de los franceses.

Además, el 41% de los portugueses está conectado en redes sociales con su jefe, frente al 18% de los galos. En el extremo opuesto a los latinos están los japoneses, que mantienen vínculos muy limitados en redes sociales tanto con colegas (18%), como con superiores inmediatos (10%).

share on:
share on: